Decorar un hogar con personalidad. El interiorismo y los detalles de Espacio A47

En PMP Prêt-à-Porter Casas no tenemos dos proyectos iguales. Nuestra convicción de que cada hogar tiene que ser único y construido a medida pone el bienestar y las preferencias de nuestros clientes en la cumbre de nuestras prioridades. Por eso, la innovación y la investigación constante de nuevas ideas que nos inspiren en la construcción de casas de diseño es un factor clave de nuestra filosofía. El interiorismo se presenta como una de las fases de los proyectos que mejor nos permite desarrollar esta creatividad.

El valor añadido

A pesar de que disponemos de un gran equipo de arquitectos, ingenieros y interioristas que cubre todas las etapas de nuestros proyectos, siempre estamos abiertos a colaborar con empresas que contribuyen a aportar este valor añadido tan importante para el confort de nuestros clientes. En este post os hablaremos de Espai A47, un pequeño oasis de diseño y decoración que nos cautivó desde el primer momento.

Hay espacios que no sabes muy bien por qué pero te hacen sentir a gusto enseguida. A veces es un detalle, un color que inspira o simplemente la combinación de todos los elementos lo que invita a adentrarse y a querer descubrir más. Esta sensación, casi imperceptible, que se produce en sólo unos segundos es el resultado de un estudio de muchos elementos del espacio, combinados con buen gusto y estilo propio. Espai A47 de Lleida es uno de estos establecimientos con quienes conectamos desde el inicio para decorar una casa de diseño con tintes vintage y potenciar, todavía más, la calidez de un hogar unifamiliar.

Decoración moderna con tintes nostálgicos

Este proyecto es un refugio de paz rodeado de verde en una zona tranquila de Castelldefels. La casa, a dos volúmenes, tiene una fachada minimalista donde destaca un porche que mira al jardín y la piscina. Sólo cruzar la puerta de acceso a la casa, las líneas rectangulares y simétricas de las zonas exteriores dan a un hogar que desprende calidez en cada esquina. Los propietarios querían mantener la estética moderna de las casas de diseño con un toque personalizado que dotara los aposentos de una atmósfera acogedora y original.

Espai A47 aportó las pinceladas de color que caracterizan su estudio. También apostó por un interesante juego de texturas en el mobiliario, donde se mezcla la madera clara con el aluminio, una tendencia de interiorismo muy actual.

Espacios diáfanos donde circula la luz natural

El espacio diáfano que une la cocina y el comedor luce muebles vintage, como un armario de dos puertas de madera y una alfombra de tonalidades azules que imita las baldosas de cerámica y aporta un aire mediterráneo. Estos elementos conviven con sillas de diseño de color amarillo mostaza, una mesa de madera y acero de estilo industrial, así como unos originales luces colgantes que iluminan la cocina, la zona más social de la casa. La luz natural es una constante de esta vivienda, que dispone de amplias aperturas exteriores hacia el jardín.

Baño al más puro estilo vintage

El estilo más nostálgico lo encontramos en el baño, que presume de baldosas de aires modernistas, combinadas con paredes lisas de color blanco. Una selección de materiales que no está hecho al azar, puesto que el contraste entre fondos neutros y estampados es determinante a la hora de añadir toques vintage en una casa moderna para evitar la saturación. Esta dinámica se aprecia también en el lavabo, donde una vitrina de madera pintada con un color turquesa desgastado sirve de apoyo del lavabo blanco de estilo minimalista.

Confort minimalista en las estancias de noche

En las habitaciones, en cambio, se ha optado para crear espacios ligeros con predominio de tonalidades blancas que, puntualmente, incorporan toques de colores vivos para añadir la chispa de fantasía y creatividad a las estancias nocturnas. En el cuarto infantil, la originalidad se manifiesta en el suelo, que presenta un juego simétrico de motivos amarillos y blancos de lo más acogedor.

Decoración slow, la mejor aliada del confort

El interiorismo y los acabados constituyen la última fase del proceso de construcción y entrega llaves en mano de PMP Prêt-à-Porter casas. Es una etapa muy importante, puesto que consideramos que el placer de habitar un hogar está sobre todo en los acabados y, a menudo, en pequeños detalles casi imperceptibles que marcan la diferencia. Este espacio no desprendería esta calidez si no fuera porque, previamente, se ha estudiado cada rincón de la casa para seleccionar los materiales, las texturas y los colores que más se adecuan al estilo de vida y al gusto de las personas que lo habitan. Es lo que se conoce como decoración slow, la filosofía que sigue Espai A47.

Este concepto no implica que el diseño de interiores de tu hogar se hará muy lentamente, sino que se priorizará el detalle y la personalización para que cada elemento no sea fruto del azar, sino de un conjunto atractivo y confortable pensado sólo para ti. Además, este establecimiento de Lleida cuenta con un espacio dedicado al arte, con piezas únicas pensadas para las casas que quieran diferenciarse con diseños exclusivos. La empresa también forma parte de la asociación slowshop Lleida, un conjunto de comercios que defiende los establecimientos de proximidad, la sostenibilidad y la humanización de los barrios.

Sueñas con vivir en una casa a medida pensada exclusivamente para tu bienestar? Contáctanos y haremos realidad tu proyecto.